James Gogue, el refuerzo de lujo para el boxeo colombiano

James Gogue, el refuerzo de lujo para el boxeo colombiano

647
0
COMPARTIR

James Gogue es un hombre que ha estado ligado con el mundo del boxeo desde que tiene uso de razón. Ha desempeñado una cantidad importante de tareas, pero hoy en día se centra en una sola: entrenar jóvenes promesas de este deporte.

En los Estados Unidos se ha hecho con un lugar entre los formadores más relevantes del país norteamericano. Sus pupilos solo tienen palabras de elogio para él y sus resultados en el ring hablan de lo bien que les hizo en sus carreras deportivas. Un entrenador de talla, tanto en lo físico como intelectual, que llagará a Colombia a seguir expandiendo su conocimiento.

Destino, Cuadrilátero

La empresa de boxeo de Barranquilla, Cuadrilátero, en su afán de potenciar el talento que ve en sus distintos peleadores, hizo hasta lo imposible para traer desde el norte del continente a Gogue al sur, más exactamente a la capital del departamento del Atlántico, donde se desempañará como nuevo entrenador de esta empresa.

Gogue nació en Guam, una isla situada en el Pacífico occidental, que políticamente es uno de los catorce territorios no incorporados de los Estados Unidos de América, pero fue llevado a muy temprana edad por su padres a Sacramento, donde se hizo entrenador, sin embargo, sus últimas experiencias fueron en Grand Valley (Texas).

“La verdad es que tenía la idea de venir a Colombia o trabajar con peladores de ese país desde hace ya unos años. Mi experiencia en una gran cantidad de carteleras me han hecho ver en el ring a varios colombianos, a los cuales les vi talento, cualidades ‘crudas’, pero sin la ambición de ganar y hacerse con un nombre en los Estados Unidos, por eso acepté este llamado y me vine para Colombia”, dijo Gogue.

Para el experimentado entrenador, no hay nada más importante que guiar por el camino correcto a un prospecto con grandes cualidades. Él centra sus trabajos en fortalecer la parte mental de sus estudiantes, ya que es ahí donde radica parte del éxito de todo pugilista.

“Creo que muchos muchachos no han gozado de la oportunidad de ser bien preparados para desarrollar sus cualidades. Algunos de ellos viajan al exterior y terminan haciendo visibles los errores o la falta de una guía correcta, y es ahí cuando pierden las ganas de superarse y no terminan en nada en este deporte”, aseguró.

La firma

Algunas llamadas con Sergio Chams y una cita luego de disputarse los Juegos Centroamericanos y del Caribe en Barranquilla, fueron suficientes parra que James estampara su firma para llegar a Cuadrilátero.

“Antes de vincularme del todo con la empresa, estuve en unos cuantos entrenamientos para ver en qué nivel estaban los muchachos, y eso fue suficiente para tomar la decisión de quedarme. Muchos de mis conocidos pensaron que estaba loco, pero acá hay talento con mucho por delante para mejorar. Eso fue lo que me motivó a asumir este importante reto”, afirmó Gogue.

Trabajo por el amor al arte, básicamente así oficia Cogue como entrenador, ya que para él el dinero no es lo importante en este caso, por eso no pidió un salario extraordinario, solo lo suficiente para mantenerse y estar a tiro con los boxeadores que tendrá a cargo, a quienes buscará ayudarles lo mejor posible para hacerles llegar al nivel indicado para dar el salto a los Estados Unidos y hacerse con un nombre en la capital mundial del boxeo.

“Quiero ayudarles a ser importantes en este deporte, pero ellos también deberán poner de su parte, porque esto es un trabajo en conjunto para lograr los objetivos. Espero mucho de todos, así como sé que ellos esperan mucho de mí”, concluyó.

Gogue ha esta presente en las grandes carteleras de boxeo de los últimos años en Estados Unidos, la experiencia perfecta para compartir con jóvenes talentos que quieren emular las grandes historias de sus ídolos.

Por: Mauro Alfonso París