“Maestre tiene las condiciones para ser campeón mundial”: Jorge Zerpa

“Maestre tiene las condiciones para ser campeón mundial”: Jorge Zerpa

314
0
COMPARTIR

Cuando se busca tener un debut profesional que de el punto de partida a una carrera exitosa en el mundo del boxeo, es clave rodear al peleador en cuestión de un equipo capaz de mejorar ese potencial que el púgil demostró como amateur, el cual deberá estar encabezado de un entrenador experimentado y con un historial importante a la hora de manejar boxeadores recién salidos de sus facetas de aficionados.

Gabriel Maestre es el ejemplo perfecto de lo anteriormente planteado. Su etapa como amateur le tuvo como uno de los mejores boxeadores de Venezuela al lograr títulos nacionales e internacionales en más de 400 combates, logros que le catapultaron a su primera contienda paga, la cual tendrá este 6 de julio en la ciudad de Barranquilla, pero más allá de su laureado nombre como amateur, ahora como profesional deberá demostrar su valía, razón por la cual, desde la lejana ciudad de Tokyo, en Japón, Jorge Zerpa llegó a la capital del Atlántico, para preparar a su compatriota, a quien le augura grandes éxitos.

¿Por qué Zerpa?

Esa pregunta se responde con lo siguiente: Zerpa, nacido el 21 de enero de 1995 en Caracas, tiene en su historial un total de 12 campeones mundiales, uno de ellos Jorge Linares, quien en estos momentos se ha quedado sin el entrenador que le dio su primer fajón orbital en 2007, pero cuando el trabajo llama, Jorge Zerpa Roa no vacila en aceptar ese nuevo reto que ha tocado su puerta, si eso significa dejar el campamento con el ‘Niño de Oro’.

“Gilberto Mendoza, presidente de la AMB, me contactó para que viniera a Barranquilla para trabajar con Maestre, quien iba a tener su debut como profesional. A los días de recibir el mensaje tomé un vuelo y llegué a esta linda ciudad para comenzar trabajos con Gabriel día y tarde. La idea es que llegue con el mejor nivel y se lleve la victoria”, dijo Zerpa en entrevista con Boxeo de Colombia. 

Fulgencio Obelmejías, Félix Machado, Lorenzo Parra, Edwin Valero, Luis Concepción y Celestino Caballero, son algunos de los 12 nombres que el exboxeador aficionado supo llevar a la gloria eterna en el ring, desde 1982, cuando decidió bajarse del cuadrilátero y comenzar a trabajar desde la esquina, luego de haber participado en 68 combates.

Su basta experiencia, que suma 37 años, le da las credenciales suficientes para tomara diamantes en bruto como Maestre y convertirles en unas joyas de alta calidad. Desde su arribo a Barranquilla, ya ha tratado temas puntuales en el boxeo de ‘Capitán’, los cuales serán claves para su evolución como profesional.

“El boxeador amateur, como todos lo saben, se basa en el lanzamiento de golpes rápidos, de seguidilla de golpes a lata velocidad, que en ese contexto sirve mucho, pero al pasar al profesionalismo, a pesar de mantener esa misma habilidad, es importante sumarle potencia, golpes contundentes para hacerle daño real a su rival. Queremos ver eso en su pelea ante Barraza”, explicó.

Su afán por prepararse desde el primer día en que decidió convertirse en entrenador, le ha hecho uno de los más acreditados de esta parte del continente. Sus conocimientos los ha podido plasmar en todo tipo de peleadores, por algo ha ganador títulos en varias divisiones de peso como: mosca, supermosca, gallo, pluma y superpluma. Ahora, con Maestre, que estará debutando como superwelter, suma otro desafío más a su larga lista de peleadores que tomó desde abajo y llevó a la cima, costumbre que espera repetir con este nuevo pupilo.

“Maestre tiene todas las condiciones para convertirse en mi peleador número 13 de ser campeón del mundo bajo mi guía. Hay muchas aspiraciones para lograrlo, como también con otros chicos que quieren sumarse a mi campamento”, aseguró.

Es claro que Zerpa decidió dar un viaje de más de 12 horas porque sabía muy bien quién era Maestre y lo que puede crecer. Confía en lo que pueda lograr con él en el futuro, pero antes de eso, deberá dar su primer paso de esta nueva historia  de su vida como entrenador en el Coliseo Sugar Baby Rojas, que podría ser testigo de nacimiento del campeón mundial número 13 de Jorge Zerpa.

Por: Mauro Alfonso París