in

Eleider Álvarez: la tormenta que acabó con Kovalev e hizo historia para Colombia

Hace 4 años, el mundo fue testigo de un hecho histórico para Colombia: Eleider Álvarez, un boxeador nacido en Apartadó, demostró todo su poder en el ring y noqueó a Sergiy Kovalev para coronarse campeón semipesado de la Organización Mundial de Boxeo, en lo que fue una de las mayores alegrías que ha conseguido el boxeo de nuestro país.

Si bien Colombia ha tenido numerosos campeones en otra categoría, este triunfo de Eleider Álvarez era especial por dos factores: el primero, en ese momento fue el boxeador colombiano más pesado que se coronó campeón mundial; segundo, porque fue el justo premio para un boxeador que tuvo que irse de su natal Colombia para cumplir su sueño y dejar en alto el nombre del país.

Lo que muchos no saben es que, antes del boxeo, Eleider dio sus primeros pasos en una carrera totalmente diferente: la música. En las calles de Turbo, municipio al que llegó desde muy pequeño, Eleider caminaba con una caja y una guacharaca junto a un grupo de muchachos que se hacían llamar ‘Influencia Vallenata’. Pero gracias a su mamá, quien habló con un entrenador para que lo llevara a entrenar y así alejarse de las calles. Si bien al principio no se sentía a gusto, poco a poco Eleider se fue preparando y terminó interesándose por el boxeo, en el que empezó a sumar muchos éxitos.

Luego de ser campeón departamental, nacional y bolivariano, Eleider tomó dos decisiones importantes: la primera, dar el salto al profesionalismo, consiguiendo un KO en el primer asalto de su debut; y la segunda, mudarse a Montreal en 2011 para convertirse en campeón mundial. Y después de 23 peleas profesionales, su momento llegó el 4 de agosto de 2018 cuando Sergiy Kovalev aceptó enfrentarlo para defender su título semipesado de la OMB.

Atlantic City fue la ciudad escogida para que Álvarez luchara por su sueño de ser campeón mundial: salto al ring del Hard Rock Hotel & Casino, dispuesto a demostrarle al campeón que le iba a quitar su corona. Si bien tuvo complicaciones para imponer su boxeo desde el principio, Álvarez fue mejorando y logró dominar a su rival, que en el séptimo asalto no pudo hacer frente a la supremacía del colombiano y cayó tres veces a la lona, lo que obligó al réferi a terminar la pelea y a decretar la victoria de ‘Storm’.

Alegría, felicidad, miles de sensaciones recorrieron a Álvarez cuando se dio cuenta que destruyó a ‘Krusher’ para obtener un cinturón, ese ansiado cinturón con el que soñó desde que se llegó a Canadá, desde que se convirtió en profesional, desde que decidió darle al Boxeo una oportunidad. Hoy, 4 años después y con mucha agua recorrida bajo el puente, Colombia recuerda con nostalgia este gran triunfo que hizo vibrar los corazones de todos los amantes del boxeo en el país, reconociendo que una tormenta arrasó a Kovalev para darle más gloria y hacer historia.

Por: Víctor Amariz Castro | REDACCIÓN BDC

Cada vez que Miguel Marriaga dio ventaja en la báscula, perdió. Cambiará la historia ante Michael Conlan?

“Quiero estar metido en los que van a pelear título mundial”: Miguel Marriaga