in ,

George Kambosos Jr dio el peso en su segundo intento y va tras Devin Haney

Una gran sorpresa se llevaron los asistentes a la ceremonia de pesaje del combate entre George Kambosos Jr. y Devin Haney, que lucharán por coronarse como campeón indiscutido de las 135 libras. La sorpresa estuvo a cargo del australiano, quien no dio el peso en su primer intento.

Kambosos, quien estaba vestido solamente con una toalla blanca, se ubicó en la báscula y marcó 135.36 libras, excediendo el límite permitido y generando preocupación en sus fanáticos. El australiano estaba incrédulo y contrariado, como se evidenció al momento de retirarse del peso.

Por su parte, Devin Haney llegó a la báscula y sí cumplió con su objetivo. Al ser notificado que había pesado 134.92 libras, ‘The Dream’ mostró sus músculos y esbozó una sonrisa. Así mismo, tuvo tiempo de enviarle un mensaje a su rival: “soy un verdadero campeón, y los verdaderos campeones damos el peso”.

Esto no le gustó a Kambosos, que en el último careo antes de la pelea no se guardó nada y comenzó a increparlo. Haney no se quedó atrás y le respondió, generando tensión en todos los asistentes, quienes estaban preparados por si ambos rivales se iban a las manos.

Unas horas después, Kambosos Jr volvió, listo para derrotar a ese rival inesperado. Con la convicción de un ganador, se subió a la báscula y pesó 134.49 lbs. El australiano mostró sus músculos y sonrió al público, que estalló en júbilo al ver que su gran héroe había vencido el obstáculo. Inclusive, se dio el lujo de enviarle una ‘sentencia de muerte’ a Haney, pasando su pulgar por su garganta. Todo está servido para el gran combate de mañana, en el que conoceremos al campeón indiscutido de las 135 libras.

Pesaje:

George Kambosos Jr. : 134.49 lbs

Devin Haney: 134.92 lbs

Por los títulos mundiales AMB, OMB, FIB y CMB del peso ligero

Melbourne, Australia

Por: Víctor Amariz Castro | Redacción BDC

Cuando el boxeo es medicina contra las drogas: historia de un deportista gay

bill haney

Papá de Devin Haney arribó a Australia horas antes de la pelea con una visa de emergencia