Gvozdyk busca la revancha con Beterbiev

Gvozdyk busca la revancha con Beterbiev

167
0
COMPARTIR
Crédito: Top Rank.

El ex campeón mundial de peso semipesado del CMB, Oleksandr Gvozdyk, espera llegar a una revancha con el campeón unificado de la división Artur Beterbiev.

Los dos luchadores, ambos invictos en ese momento, chocaron en octubre en una unificación del CMB y la FIB.

Beterbiev elevó su récord perfecto o 15-0 con las 15 victorias por nocaut, luego de que derribó a Gvozdyk tres veces en la décima ronda antes de que el árbitro Gary Rosato detuviera la pelea inmediatamente después de la tercera caída.

En el momento de la detención, Beterbiev estaba detrás en puntos en dos de las tres tarjetas de puntuación oficiales.

Gvozdyk (17-1, 14 KOs) admite que no estaba completamente preparado para la presión continua que Beterbiev aplicaba.

“El plan era mantener a Beterbiev a la distancia, pero eso no funcionó. La preparación tenía como objetivo no dejar que me golpeara. Probablemente, no estaba listo para la presión que comenzó a ejercer sobre mí, y cuando estás presionado hay que hacer algo: o corres o avanzas”, dijo Gvozdyk.

Gvozdyk quiere capturar otro título mundial en 175 libras, y luego forzar una revancha de unificación con Beterbiev.

“¿Me gustaría obtener una revancha? Por supuesto. Haré todo lo que esté en mi poder para conseguir esta pelea. Pero entiendo claramente que está fuera de discusión en este momento. Ahora debemos ser lo más pragmáticos posible. Primero, necesitamos restaurar la confianza y entrar en ritmo de combate. Mi objetivo es convertirme en un campeón de otra organización. Después de eso, podría tener una pelea unificadora con Artur. Si él mantiene los títulos, por supuesto, pero creo que lo hará, porque él es el luchador de peso semipesado más fuerte del mundo en este momento”, comentó.

El título de la OMB está actualmente vacante. El ganador de un torneo de cuatro hombres, en el que está Eleider Álvarez, obtendrá ese título. Y el título de la AMB está en manos de Dmitry Bivol.

Por: Redacción BDC Internacional