“Mi papá no puede jugar con el futuro de mis hijas”: Wilfredo...

“Mi papá no puede jugar con el futuro de mis hijas”: Wilfredo Vázquez Jr

3618
0
COMPARTIR

Buscando recuperarse de la derrota que encajó este año ante el mexicano Fernando Vargas, el hijo de la leyenda puertorriqueña Wilfredo Vázquez Jr (25-5, 19 Ko´s) regresa al lugar donde recibió su bautizo en el boxeo  de paga, Kissemmee (Florida).

El exmonarca supergallo de la OMB viene de sufrir las únicas cinco derrotas que tiene en su historial en la misma cantidad de años con la particularidad que en cada año ha realizado dos peleas.

Vázquez Jr, de 31 años, no lució a nivel en su último encuentro ante Vargas ante el que se vio sorprendido frente a este en el Barclays Center de Brooklyn (Nueva York).

Esta noche buscará su revancha personal ante otro pegador azteca, Rafael ‘Big Bang’ Rivera (20-2, 14 Ko´s) en el que estará en juego el cinturón pluma de FECARBOX.

Antes de subir al ring, BOXEO DE COLOMBIA habló con el boricua en Kissimmee buscando las impresiones previas al choque de esta noche.

¿Qué se siente regresar a la ciudad que te vio nacer en el profesionalismo?

Fue una de las motivaciones que tuve para trabajar duro. Va estar la gente de Kissimmee que me dio la ‘patadita’ de la buena suerte, quienes me llevaron a que el mundo me conociera y vine a hacer una gran presentación.

Te gustan los rivales mexicanos, siempre que te los has encontrado hay literalmente guerra…

Estoy muy bien. Estoy a plenitud, he trabajado muy fuerte. He trabajado la velocidad. Me siento muy feliz recuperando el ritmo de pelea que me ha dado a conocer.

Has tenido varias peleas claves en tu carrera profesional Nonito Donaire, Jorge Arce, entre otras, ¿si hubieras tenido mayor experiencia quizás en el campo aficionado habrías tenido un mejor desarrollo de tu carrera?

Faltó buena comunicación, ese buen ambiente, la buena vibra en el entorno de trabajo. Se perdieron en momentos claves. Desde que perdí con ‘Travieso’ Arce mi equipo de trabajo se rindió. Desde ese momento todo cambió y mi desarrollo como boxeador se detuvo y mi boxeo comenzó a ser el reflejo de lo que pasaba por dentro.

La gente te pregunta ¿por qué tu papá (Wilfredo Vázquez) no está en la esquina?

Estoy muy agradecido con él. Él está bien, me llevó a cierto nivel, pero me estaba retrasando. Lo quiero mucho y lo respeto, pero él tenía el futuro de mis hijas en sus manos y con eso él no puede jugar. No estaba viendo algunos errores, añadiera esa sazón que él no estaba teniendo. Esto es un negocio y en el momento en que me estaba entrenando él no era mi padre, era mi entrenador. Mi papá a mí no me hizo. Las peleas que gané, las gané yo. Creí en mí talento. Me siento animado y el pasado ya está en eso, en el pasado. Sané por dentro y quien me hizo fue Cristo a quien le debo dar las gracias.

Entrevista Marco Pérez, enviado especial a Kissimmee (Florida). Foto MPSPORTSIMAGES