in

Tensionante cara a cara entre Usyk y Joshua en rueda de prensa en Arabia Saudita

Crédito: Pantallazo

Es un hecho. Oleksandr Usyk y Anthony Joshua volverán a verse las caras en la revancha por los títulos AMB, OMB y FIB del peso pesado, que fueron adquiridos por el ucraniano en septiembre de 2021. En esta ocasión, Usyk y Joshua se citaron en Arabia Saudita para participar en la primera rueda de prensa oficial de la revancha, en el que expresaron sus sensaciones acerca de la pelea.

El primero en participar fue Joshua, quien lució serio y vestido deportivamente con una camiseta blanca, pantalón azul y una gorra del mismo color con sus iniciales. El inglés dejó en claro que aun mantiene sus ganas por volver a ser campeón mundial: “quiero agradecerles a todos por venir. Aun mantengo el hambre y la motivación. Seguimos en el camino de ser indiscutidos… solo es una demora en el camino. Estoy enfocado en mi objetivo: me convertiré en el tres veces campeón del mundo en el peso pesado”.

Joshua no escondió su admiración por Usyk, indicando que gracias a su equipo se enfocó más en ser mejor boxeador: “tengo que darle a él y a su equipo el crédito que se merecen. Me motivan a ser mejor cada día. Lo más grandioso de todo es que tendré una segunda oportunidad. Soy afortunado por ello. Si conocen mi historia, se darán cuenta que soy el rey de las remontadas. Y quiero entretener a todos los que asistan a esta pelea“.

Luego fue el turno de Usyk, quien estuvo vestido con una camiseta con los colores azul y amarillo, los mismos de Ucrania, su país de origen. En su intervención, Usyk no ocultó su preocupación por la delicada situación que vive su tierra, pero afirmó que está enfocado en defender sus títulos: “estoy muy feliz de estar aquí, y estoy emocionado por mi próxima pelea. Es muy gratificante para mí y para mi equipo. No estamos en las mejores condiciones en este momento en casa, pero haremos nuestro trabajo para conseguir los objetivos. He estado trabajando duro en el gimnasio, y entraré al ring para hacer feliz a mi gente.

Por otro lado, Usyk reconoció que lo que más valora de su carrera no son sus títulos, sino las personas que lo acompañan cada día: “la razón de mi felicidad no son mis cinturones, sino porque tengo a mi familia, a mis hijos, y a un equipo espectacular detrás de mí”.

Finalmente, ambos contendientes se levantaron y protagonizaron un cara a cara muy intenso. Usyk y Joshua no apartaron la mirada uno del otro, aun cuando Eddie Hearn les pidió que voltearan para las fotos oficiales. Ambos lo hicieron luego de varios avisos, pero sin dejar de mirarse fijamente. Esta situación demuestra que tanto Joshua como Usyk están plenamente enfocados en esta megapelea, la cual se desarrollará el próximo 20 de agosto.

Por: Victor Amariz Castro | REDACCIÓN BDC

Vergil Ortiz, expectante de la unificación del peso welter: “quiero enfrentar a Spence o a Crawford”

Lista boletería para el combate entre Andy Ruiz y Luis Ortiz